27-08-2008

Prosigue El Análisis De Las Comisiones

Aerolíneas: Jaime Dejó Nuevas Dudas En Su Visita Al Senado

No confirmó que Marsans vaya a aceptar el contenido del proyecto de ley en debate. Relaciones conflictivas: una discusión que complica más el diálogo con España.

El secretario de Transporte, Ricardo Jaime, admitió ayer ante dos comisiones del Senado que el acta acuerdo que firmó con la empresa española Marsans para la transferencia al Estado de Aerolíneas Argentinas y Austral sigue vigente, a pesar de que la Cámara de Diputados la eliminó del proyecto de ley del Poder Ejecutivo que habilita el "rescate" de los servicios que prestan ambas compañías.

"Si no hubiéramos llegado a este acuerdo, la línea no estaría operando", afirmó. Las palabras del funcionario actuaron como un revulsivo en el propio oficialismo, que empezó a analizar la posibilidad de establecer una nueva cláusula que impida a la compañía propietaria de ambas líneas áreas desconocer la voluntad del Congreso, que establece un mecanismo de valuación de la operación diferente del acordado entre Jaime y Marsans.

Una posibilidad sería establecer una cláusula que habilitara la expropiación ante cualquier desconocimiento de Marsans de la futura ley. Por lo pronto, si la iniciativa es modificada, deberá volver en segunda revisión a la Cámara baja.

La duda partió del propio bloque kirchnerista cuando el jujeño Guillermo Jenefes le preguntó a Jaime si Marsans había manifestado en asamblea de accionistas su acuerdo con los cambios introducidos en el proyecto por Diputados. Según el texto aprobado el viernes pasado, la valuación de las líneas aéreas estará a cargo del Tribunal de Tasación de la Nación. Sin embargo, el acuerdo que Jaime firmó con Marsans establece un sistema de doble tasación -Estado y empresa privada-, que en caso de no coincidir deberá ser dirimido, de manera inapelable, por un tercero.

La respuesta de Jaime no fue todo lo contundente que los senadores esperaban. "Creo que hay buena voluntad de resolver favorablemente este tema sin procesos judiciales, pero no podemos cambiar algo que todavía no tiene la voluntad absoluta del Congreso", dijo.

La inquietud de Jenefes fue acompañada por el jefe de la bancada radical, Ernesto Sanz (Mendoza), que reclamó "conocer antes la voluntad del vendedor" sobre las nuevas reglas de juego establecidas por los diputados: "Si Marsans no manifiesta su acuerdo antes del debate en el recinto del proyecto nosotros mismos estaríamos incurriendo en una debilidad jurídica que nos va a traer dolores de cabeza".

El traspié de Jaime dejó al oficialismo en estado deliberativo al término de la primera jornada de audiencias en las comisiones de Infraestructura, Vivienda y Transporte y de Presupuesto y Hacienda, de la que también participó la Asociación de Pilotos de Líneas Aéreas.

"Hay que incluir una cláusula que diga que si Marsans no acepta el precio del Tribunal de Tasación, el Poder Ejecutivo quedará habilitado para proceder a su expropiación", opinó Jenefes en diálogo con LA NACION.
No a la expropiación

En su paso por el Senado, el secretario de Transporte se negó por todos los medios a aceptar otra salida que no fuera la propuesta por el gobierno de Cristina Kirchner. Así fue como cerró el camino a la creación de una nueva línea de bandera -"adquirir nuevos aviones demanda 18 meses", dijo- y a la expropiación. "No nos queremos apropiar de algo sin los mecanismos legales correspondientes", sentenció.

Sobre la deuda, Jaime aseguró que es de 890 millones de dólares, de los cuales 300 millones son "con el Estado o empresas del Estado". Ante los diputados había calculado este último pasivo en 100 millones menos.

La presencia del funcionario no estuvo exenta de polémica, en particular cuando el jujeño Gerardo Morales lo acusó de haber "mentido a los senadores en la cara" cuando afirmó, en respuesta a una pregunta de la peronista salteña Sonia Escudero, que el acuerdo con Marsans había pasado los controles legales correspondientes. "Acá no opinó un solo abogado, eso es mentira", sostuvo el senador radical.

La intervención de Morales provocó la airada reacción de varios senadores oficialistas, que salieron en defensa de Jaime, cosa que no había ocurrido en su paso por la Cámara baja. Los titulares de ambas comisiones, Eric Calcagno y Fabián Ríos, la mendocina María Pérceval y hasta el jefe del bloque, Miguel Pichetto, salieron al cruce del radical jujeño. No sólo pretendieron callarlo, sino que intentaron establecer que no se podía hablar de la deuda de las líneas aéreas porque ése no era el tema en discusión.

El debate continuará hoy, a partir de las 10, con la presencia de representantes de los gremios de la Asociación Argentina de Aeronavegantes, la Asociación del Personal Aeronáutico y la Unión del Personal de Servicios Aeronáuticos.
Para Cobos, "el proyecto mejoró"

    * El vicepresidente de la Nación, Julio Cobos, dijo ayer que el proyecto oficial sobre Aerolíneas Argentinas "fue mejorando" en su paso por Diputados y "se está sometiendo a una discusión amplia y participativa" en el Senado. Consultado por LA NACION sobre los cuestionamientos hacia el secretario de Transporte, Ricardo Jaime, Cobos dijo que "hay que separar la cuestión de Jaime del proyecto, en todo caso encararlo por otra vía". El vicepresidente habló durante la entrega del Premio a la Excelencia Exportadora, organizado por LA NACION y Terminal de Cargas Argentinas (TCA), de lo que se informa en Economía.

Fuente: La Nación

Diario El Libertador Edición On Line






Virginia Sweaters - Galería paseo del Pilar - Corrientes




www.corrientescate.com

(c) 2008 - 2018 - Corrientescate.com - Corrientes - Provincia de Corrientes - Argentina