30-08-2008

El Referéndum Constitucional: Dura Reacción

Llamado Opositor A La Desobediencia Civil En Bolivia

En una dura reacción al decreto emitido anteanoche con el que el presidente, Evo Morales, convocó a un referéndum para ratificar una reforma constitucional, la oposición llamó ayer a la desobediencia civil y calificó al mandatario de "dictador".

El ex presidente Jorge Quiroga (2001-2002), líder de la alianza opositora Podemos, que controla el Senado, calificó a la convocatoria, prevista para el 7 de diciembre próximo, de "decretazo dictatorial" de Morales, al señalar que pasó por alto al Congreso.

Quiroga advirtió que el decreto es un "golpe a la democracia, un llamado a la guerra civil y está produciendo la división de Bolivia". Y agregó que Morales, que ayer designó prefectos interinos en La Paz y Cochabamba e inició una gira por Libia e Irán (ver aparte), "está ahora en función de dictador, no de presidente constitucional".

También convocó a la desobediencia el prefecto de Santa Cruz, Rubén Costas y sus pares de Beni, Pando, Tarija y Chuquisaca. La decisión del gobierno "ha sepultado por decreto la democracia boliviana", dijo Costas. "[Morales] está demostrando su talante autoritario, buscando la eternización en el poder y legislando por decretos, tal como lo hicieron el dictador [Luis] García Meza y el [ex presidente] neoliberal Gonzalo Sánchez de Lozada", agregó.

"Se ha llegado al acuerdo de que en caso de que el gobierno quiera imponer su ilegal referéndum, los cinco departamentos no admitirán su realización en sus territorios", anunció, por su parte, el prefecto de Tarija, Mario Cossío.

Estos cinco departamentos se oponen frontalmente a la reforma constitucional estatista e indigenista de Morales. Tal es así que cuatro de ellos (Santa Cruz, Beni, Pando y Tarija) aprobaron estatutos autonómicos de corte liberal para repudiar la Constitución de Morales, en una iniciativa calificada de "separatista" por el líder izquierdista boliviano.

No obstante, el gobierno cree que los prefectos rebeldes finalmente no podrán oponerse al referéndum de diciembre, porque, a su juicio, en esos lugares hay respaldo a Morales, como quedó demostrado en el referéndum del 10 de agosto que ratificó su mandato.

En esa consulta, Morales obtuvo un apoyo del 67,4% a la continuidad de su mandato, aunque también quedaron ratificados los prefectos de Santa Cruz, Beni, Pando y Tarija, los departamentos más ricos del país y donde la oposición al mandatario indígena es más dura.

Con su decreto, Morales pretende sacar adelante el proyecto de nueva Carta Magna aprobado, de forma polémica y en medio de graves disturbios, por la Asamblea Constituyente, en noviembre de 2007. En esa oportunidad, el proyecto constitucional recibió luz verde en una sesión de los asambleístas convocada en un recinto militar de la ciudad de Sucre y en ausencia de la oposición, con graves desórdenes que causaron tres muertos y centenares de heridos. Al mes siguiente, el texto fue ratificado en Oruro.

Además de la ratificación de la Carta Magna, Morales decretó anteanoche que el 7 de diciembre se realice un referéndum para establecer la cantidad máxima de tierra permitida para trabajos agrarios y una elección para elegir consejeros departamentales.

También tendrán lugar ese día unos comicios para que se voten subprefectos, y una elección de prefectos en La Paz y Cochabamba.

Votación cuestionada

Frente a las críticas sobre la presunta ilegalidad del decreto, el gobierno señaló que la norma ha establecido una fecha para las votaciones, pero usa como base la ley de convocatoria a los referéndums que fue aprobada en el Congreso en febrero pasado con la previsión de que se celebraran el 4 de mayo.

Esa norma fue aprobada con los votos oficialistas en un sesión celebrada en medio de un violento cerco instalado por los sindicatos afines a Morales, que hostigaron a diputados opositores. Días después, la Corte Nacional Electoral (CNE) resolvió suspender esa convocatoria, porque, argumentó, no existían "las condiciones técnicas, operativas, legales y políticas", para llevar adelante la consulta constitucional.

El ministro de Defensa, Walker San Miguel, explicó que la ley emitida en febrero en la primera convocatoria está en vigor y dijo que la CNE suspendió las consultas en aquel momento porque tenía problemas de tiempo para organizarlas.

San Miguel minimizó los llamados opositores a la resistencia y sostuvo que también hicieron esas convocatorias antes del referéndum sobre mandatos del 10 de agosto. "Hubo también resistencia para el referéndum revocatorio, pero acá están los resultados y la gran mayoría del país ha votado por el proceso de cambio", sostuvo.

Fuente: La Nación

Diario El Libertador Edición On Line






Virginia Sweaters - Galería paseo del Pilar - Corrientes




www.corrientescate.com

(c) 2008 - 2018 - Corrientescate.com - Corrientes - Provincia de Corrientes - Argentina